domingo, 15 de enero de 2017

Personas y vidas: Borja "Vida, trasplante y deporte"


Una vida entre Nefrólogos y cirujanos es lo que conozco hasta el día de hoy, aunque eso no es todo, hay mucho más, esa es una pequeña parte gracias a la cual hay otras muchas partes muy diferentes y lo más parecidas a la vida que llevan personas ¨normales¨.

Mi primer contacto con la enfermedad renal comienza a los tres años cuando me diagnosticaron la enfermedad  a causa de un reflujo que el pediatra no me vio, En el año 84 los avances no era como son hoy en día; desde entonces empieza el tour por médicos, enfermeras, y hospitales que todo enfermo renal conoce.
Desde que tengo uso de razón me he cuidado, nunca he bebido, fumado o mucho menos tomar algún tipo de drogas, mi objetivo es tener una vida lo más sana posible, desde bien pequeño recuerdo mis caminatas por la montaña en busca de nidos de aves para observarlas, o participar en las actividades extraescolares como el fútbol, todo esto me hacía sentirme normal, olvidar la mañana que habíamos pasado en el hospital e incluso aparcar mi enfermedad.

Con 14 años recibí mi primer trasplante y el donante fue mi padre. Gracias a él pude vivir nueve años con la calidad de vida que un trasplante nos puede ofrecer, la vida normal que puede hacer cualquier adolescente, salir de fiesta, ir de vacaciones con los amigos, estudiar sin faltar a clase tanto como antes, cosa que se nota mucho, ya que en hemodiálisis solo estuve seis meses, pero compaginar las sesiones de hemodiálisis con las clases, se me hacía un poco cuesta arriba.

El riñón de mi padre dejo de funcionar con veinte y pocos años...¡vaya palo!, pero al mal tiempo buena cara, esta vez decidí realizar diálisis peritoneal. Gracias a esta modalidad de diálisis domiciliaria conseguí seguir teniendo independencia,  sin asistir a hemodiálisis.
Seguí viajando, ya trabajando, y el deporte algo menos intenso...  paseos cortos primero; el día que podía y mi cuerpo me lo pedía, paseos más extensos por montaña en alguna ocasión que me veía más fuerte, pero siempre intentando no pasarme que luego venían las consecuencias.

Una noche recibí la llamada para el trasplante, y sin casi enterarme, habían pasado cuatro años. La recuperación de la intervención fue lenta, estuve un mes ingresado, en el cual el pasillo del hospital la paz se había convertido en mi camino de paseos.

Al recibir el alta decidí usar el deporte como método de terapia para una recuperación del trasplante. Empecé a correr, montar en bici, subir montañas cada vez más altas... un no parar, siempre asesorado por profesionales y controlado por los médicos.

A lo largo del año 2015 y 2016 he asistido a los campeonatos nacionales de trasplantados, realizados en Alcázar de San Juan y en Lorca, en los campeonatos europeos también para trasplantados y en diálisis celebrados en Vaanta, Helsinki, Finlandia.

Borja con su padre
Fuera de las modalidades y campeonatos realizados para los trasplantados he competido en otras carreras como los 101 de la Legión, en ronda, carrera organizada por la legión, que supone realizar 101 kilómetros por la serranía de ronda, ya sea corriendo o en bici MTB, yo en mi caso decidí realizar la carrera en MTB tardando casi 12 horas en completar el recorrido

El reto que más orgulloso estoy en una carrera en montaña, TP60,  que consiste en una carrera de 65kilometros y 2400m de desnivel positivo entre las localidades madrileñas de Miraflores y Navacerrada, pasando por el pico más alto de la comunidad de Madrid, Peña Lara.  Este reto tarde 11.15 minutos en completarlo.

Al realizar todas estas actividades, pensé en poner en marcha mi espacio (mi blog) en internet, ¿por qué no dar la opción de que otros trasplantados vean lo que logro hacer? Es un proyecto a largo plazo, en este espacio, "Borja Revilla" he empezado a narrar todas competiciones a las que asisto, todas las rutas que hago, también reflexiones, y por qué no, si tengo un día de bajón o algo no va bien también me gustaría publicarlo, ya que en el fondo es parte de la vida.

Invito a todos a echar un vistazo, escribirme, seguir mi blog en las redes sociales, darme ideas o críticas, siempre que sean constructivas.

Desde aquí agradezco a Ana Hidalgo este pequeño espacio en su Blog

Borja Revilla


Gracias, Borja, por contar tu historia en mi página, y deseo que tengas muchos éxitos en tus actividades deportivas al igual que en tu blog.
Un abrazo


Ana Hidalgo


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario o tu testimonio. Esto da vida y anima mi blog. Os ruego que os identifiquéis con vuestro nombre o con vuestro nick, porque me gusta saber con quien estoy hablando.
NO PUBLICARÉ COMENTARIOS ANÓNIMOS.
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

copyrigth info