viernes, 28 de noviembre de 2014

Cosas que debes saber si quieres comenzar a escribir un blog



 Con mis cuatro años en el mundo bloguero, ya puedo decir que tengo un poco de experiencia en el tema. 
Al principio, mis primeros pasos fueron torpes y algo complicados, al no saber cómo debía empezar, cómo debía expresarme, qué era un gadget, cómo realizar una entrada, qué dibujo o foto poner y cómo hacerlo... en fin, que estaba "pez" en el tema.
Por eso, quiero dar una pequeña orientación a todos aquellos que quieran iniciarse en este apasionante mundo del blog y os daré unos pequeños consejos, basados en mi experiencia:
  1. Antes de crear el blog, hay que saber con seguridad sobre qué tema o temas vas a tratar.
  2. Seguidamente, hay que crearlo. En blogger es bastante sencillo (dentro de lo que cabe)
  3. Escoge bien los colores de fondo y de las letras para que no molesten a la vista y se puedan leer bien. Aléjate de fondos negros y letras brillantes.
  4. Procura escribir sin faltas de ortografía, aunque puede que alguna se "cuele", sin darte cuenta. Un texto con muchas faltas de ortografías provoca que te vayas de la página enseguida y no genera confianza.
  5. A los lectores les gustan los posts no demasiado largos, claros y con buenas descripciones.
  6. Si aportas fotos que no sean tuyas, procura poner la dirección o el nombre de dónde provienen.
  7. No es imprescindible que escribas todos los días, pero hay que hacerlo con cierta regularidad.
  8. Contesta a todos los comentarios, por lo menos para expresar tu agradecimiento.
  9. La información que compartas en tus artículos ha de ser veraz y real (sobre todo en temas de salud).Y si copias algún artículo, cita siempre la fuente de dónde proviene. 
  10. Y por último, se ha de tener en cuenta que no siempre se tiene la misma inspiración. Hay que estar atento a cualquier señal (televisión, un libro, algo que nos han dicho...) que nos pueda despertar alguna idea para un post.


Ana Hidalgo

domingo, 23 de noviembre de 2014

Lumbago



Estás limpiando los cristales (por poner un ejemplo) y cuando te agachas para limpiar la parte de abajo sientes un dolor en la parte baja de la espalda... y te quedas clavado/a. Es doloroso y te impide levantarte, además sientes que el dolor se irradia también por la pierna. Es lumbalgia. 

El lumbago o lumbalgia suele ocurrir, por lo general, al agacharse de una manera forzada, al levantar pesos de manera incorrecta o debido a posturas poco recomendables.

Dejando aparte otros problemas graves de columna (artrosis, hernia discal, etc...) este tipo de dolor suele ser pasajero y circunstancial. Puede durar unos pocos días o varias semanas.

Para evitar sufrir de lumbalgia debemos tener cuidado con las posturas que se adoptan, tanto en casa, en el trabajo, al coger un bebé, conduciendo. 

Algunos consejos para prevenir y tratar la lumbalgia son:
  • Es conveniente mantener un peso adecuado, evitando la obesidad, y es recomendable realizar ejercicio suave habitualmente. Un ejercicio indicado para fortalecer la musculatura de esta zona es la natación. El yoga o el Tai-Chi también son ejercicios ideales pues ayudan a mantener la elasticidad de la espalda.
  • Normalmente, los médicos recomiendan que en las primeras horas de un ataque de lumbalgia se aplique frío, aunque luego conviene seguir con calor seco local.
  • Hay que mantener un reposo relativo, evitando realizar esfuerzos, sobre todo en pleno ataque de lumbago. Pero no es aconsejable quedarse en la cama todo el tiempo, sólo en los momentos de más dolor, ya que se debilita la musculatura y la recuperación es mucho más lenta.
  • En el momento de levantarte de la cama, no lo hagas de golpe, hazlo rodando, con cuidado y suavemente. Te deslizas hasta el borde de la cama y una vez allí haces que salgan las piernas primero, cuidando de mantener estable y rígida la espalda. Ese movimiento hará como de trampolín y elevará la parte superior del cuerpo.
  • Para prevenir futuras lumbalgias procura mantener una buena higiene postural. Si vas a permanecer mucho tiempo de pie, apoya el pie sobre una pequeña tarima o taburete y ve cambiando de lado. Aquí puedes encontrar consejos para una buena higiene postural.

Image Hosted by ImageShack.us

lunes, 17 de noviembre de 2014

Hoy estoy contenta



Hoy estoy muy contenta y orgullosa. Siento que todo mi esfuerzo está siendo reconocido,que mi trabajo está siendo recompensado y que la página que con tanto esfuerzo he creado, está logrando llegar a la gente.

¡Cuántas noches me he quedado hasta las "tantas" intentando resolver un problema de mi blog, sin saber cómo hacerlo y solo con orientación de otras páginas, buscando frenéticamente para poder resolver el problema cuanto antes!. Y si no lo conseguía arreglar, no "pegaba ojo" esa noche.

¡Cuántas veces he metido la pata y cuando ya creía haber terminado mi artículo, he tocado algo que ha hecho que se borrara por completo!.
¡Qué rabia y que coraje!¡Qué dolor de cabeza!. Es lo que tiene ser autodidacta. 


Pero lejos de rendirme, he vuelto a reescribir por completo el post y lo he vuelto a publicar.Todo lo que he conseguido ha sido por mérito propio y sobre todo por cabezonería.

No sabía yo lo agotador que es pensar y pensar, dando vueltas a la mente, para ver si se me ocurre otro tema para publicar. Otra cosa que no sabía es que las ideas pueden venir de repente, y entonces, es un no parar hasta terminar el artículo.

Pero como he dicho al principio, estoy muy contenta, sobre todo por las felicitaciones y las palabras de ánimo y aliento que recibo a diario. Día a día va creciendo el número de seguidores y amigos. Personas que se interesan por lo que escribo, por mis consejos, por mis experiencias. Eso consigue que me esmere mucho más, busque más información y más temas, y todo con palabras sencillas, para que puedan llegar a todo el mundo.

Al escribir este pequeño post, lo hago con la intención de agradecer a todos vuestras palabras de felicitación y apoyo, y para que sepáis que me alegra enormemente y hace que me sienta orgullosa.
Y ahora... a seguir.


Ana Hidalgo

domingo, 2 de noviembre de 2014

No te rindas, tú puedes




A ti que estás en pre-diálisis, a ti que estás en diálisis y a ti que estás trasplantado... a todos los enfermos renales en general que sienten el peso de la enfermedad como una losa la cual les impide seguir viviendo y disfrutando de la vida, os digo : Se puede vivir y tener una buena calidad de vida si uno quiere.

¿De qué sirve lamentarse, quejarse, enfadarse con el mundo y con nuestros seres queridos? ¿Vas a ganar algo comportándote de esta manera?. No, rotundamente, no. Como mucho, lo que vas a conseguir es empeorar tu salud, y la relación con el mundo que te rodea.
Por lo tanto, empieza por quitarte la máscara de tristeza y de pesimismo y planta en tu cara una sonrisa, verás que te sientes mejor, tu cuerpo reacciona a la enfermedad de mejor manera, la gente acudirá a ti y mejorarán tus relaciones sociales y personales.


Parece complicado, pero es cuestión de querer, y ya se sabe... hace más el que quiere que el que puede. No te creas que eres el único que sufre y el que pasa penalidades, se trata de que comiences a ver tu enfermedad como algo que forma parte de ti y que habrás de llevarla toda la vida.
Así que ya sabes... en tus manos está tu decisión.
                 
                   NO TE RINDAS, TÚ PUEDES.

Ana Hidalgo



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

copyrigth info