miércoles, 8 de agosto de 2012

El catéter para hemodiálisis



El catéter es un tubo de plástico en forma de letra "Y". El extremo del catéter es introducido por un cirujano dentro de una vena en el cuello, pecho, o quizás la pierna por la femoral. Los "brazos" del catéter permanecen fuera de la piel del paciente. La sangre sale por un "brazo" hacia la máquina y regresa por el otro durante el tratamiento de la diálisis.

Los catéteres  generalmente se ponen en la vena bajo la clavícula cerca del hombro o en la vena yugular interna en el cuello.

Por lo general el catéter es un acceso temporal. Se usa mientras una fístula o injerto sana o madura.
Este acceso solo debe ser manipulado por personas cualificadas en condiciones de esterilidad para prevenir cualquier infección o pérdida de sangre. El personal sanitario cuidará y limpiará el catéter y cambiará el vendaje. Ambos, paciente y enfermera se cubrirán con mascarillas mientras se esté manipulando el catéter. La persona que examina la entrada del catéter debe informarte de la condición en que se encuentra éste cada vez.


Hay que tener cuidado cuando tengas estos síntomas:

  • Sientas que la zona está enrojecida
  • Hinchazón, pus o sangre.
  • Dolor o entumecimiento en la zona del catéter
  • Fiebre con escalofrío
  • Coagulación en el catéter
Si tienes alguno de estos síntomas acude a tu hospital.

 ¿Qué cuidados debes tener con el catéter?

-Debes procurar mantener el catéter cubierto y seco.
-Ten en casa material necesario para cubrirlo de ser necesario.
-Nunca permitas que entre aire por el tubo.

-No quites para nada los tapones
-Ten cuidado de no golpear o cortar el acceso
-No te sumerjas o nades; puedes bañarte sin mojar el catéter. 

 La humedad puede causarte una infección.

Si tienes cualquier duda sobre tu tratamiento o tu catéter pregunta a tu médico o al personal de hemodiálisis.

Las Ventajas del CATETER son:
  • La cirugía no es extensiva.
  • Se puede usar inmediatamente.
  • No requiere agujas.
  • Se conecta fácilmente a la máquina.
Las Desventajas del CATETER son:
  • Puede coagular fácilmente.
  • Riesgo de infección que se puede pasar a todo el cuerpo.
  • Se debe limpiar y evaluar por alguien cualificado varias veces por semana.
  • Si acaso no se aprieta y tapa bien entre tratamientos puede perder bastante sangre.
  • Riesgo de estenosis (las venas se encogen o se estrechan) en el sitio donde se pone el  catéter.
  • Si el flujo de la sangre no se mantiene, o no se conectan bien los “brazos” del catéter, puede resultar un tratamiento inadecuado.


Ana Hidalgo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario o tu testimonio. Esto da vida y anima mi blog. Os ruego que os identifiquéis con vuestro nombre o con vuestro nick, porque me gusta saber con quien estoy hablando.
NO PUBLICARÉ COMENTARIOS ANÓNIMOS.
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

copyrigth info