lunes, 20 de diciembre de 2010

Las fiestas Navideñas provocan un aumento de peso de al menos 2 kilos

                           
                                        

Los hábitos alimenticios propios de las fiestas navideñas provocan un aumento de peso de al menos dos kilos en menos de tres semanas.
Una ingesta excesiva a base de grasas, tabaco, alcohol y azúcares añadidos que, como afirman los especialistas en endocrinología de Hospital Quirón Málaga, es difícil hacer desaparecer de nuestro organismo debido al cambio brusco de peso y al consumo inconsciente de calorías.

Según el Dr. José Garcia Almeida, jefe de endocrinología de Hospital Quirón Málaga, es posible disfrutar de los alimentos navideños sin abandonar los programas nutricionales necesarios para el mantenimiento de una buena salud y un peso saludable. Así, el especialista explica que "la solución al aumento de kilos en periodos navideños no es hacer dieta o evitar el consumo de alimentos como turrones o bombones sino controlar y seguir de forma adecuada las variaciones de nuestro peso tal y como lo hacemos en otras épocas del año e impedir que se produzca un rápido aumento de peso y, por tanto, un cambio repentino en nuestro organismo".

Como indica el Dr. Almeida, es muy útil compensar con una dieta más ligera con fruta y verduras los días entre las fiestas más señaladas y combinar con un poco de ejercicio diario. Los periodos de "ayuno" prolongados de mas de 12 horas no son beneficiosos sino que pueden llevarnos a comer más y de manera menos equilibrada. Es necesario desayunar todos los días como base de un mantenimiento de nuestros hábitos saludables.

Por otra parte, los riesgos de padecer alguna enfermedad cardiovascular aumentan durante las fechas navideñas. Tal y como explica el Dr. García Almeida, nuestro organismo no está acostumbrado a esta sobreingesta a la que se unen además hábitos poco saludables como las alteraciones de las horas del sueño, el sedentarismo, el aumento del tabaco y el consumo de bebidas alcohólicas; prácticas que dan lugar a importantes alteraciones en nuestra salud.

Datos de la Sociedad Española para el estudio de la Obesidad (SEEDO) señalan que nuestro cuerpo necesita una media de 2.000-2500 calorías diarias. Una cantidad que se ve superada considerablemente en esta época del año ya que, como afirma el Dr. García Almeida, sólo el alcohol y la comida consumida durante la cena de Nochebuena superan las 2.500 calorías. De media se gana un kilogramo de peso por cada 7500 calorias ingeridas extras que no se queman por nuestro organismo, así en estos dias se producen aumentos de 2-3 kilos.

En este sentido, para evitar este exceso en la ingesta, el especialista aconseja no abusar de los dulces, consumir fibra (frutas y verduras) para tener un buen tránsito intestinal, beber como mínimo 1,5 litros de agua al día y no olvidar el ejercicio. "Podemos comer de todo en Navidad, pero es necesario hacerlo con moderación", apunta el experto en endocrinología y nutrición.

El Dr. García Almeida afirma además que el porcentaje de consultas de endocrinología tras las fechas navideñas aumenta hasta llegar al 45%. Una tendencia al alza que se debe a esta excesiva ingesta y cuya pérdida, según afirma el especialista, debe ser controlada, ya que el someterse a dietas milagro entraña un riesgo importante para la salud y dificulta los posteriores intentos de pérdida de peso.

En este sentido, distintos análisis realizados por la SEEDO sitúan en torno al 20% el número de mujeres que dicen haberse sometido en alguna ocasión a dietas sin ningún control médico, un porcentaje que se rebaja al 15% en el caso de los hombres. Reducciones de peso que no tienen ninguna fiabilidad ni éxito ya que provocan el conocido efecto yo-yo: pérdida de peso a corto plazo y su recuperación en los posteriores meses.

Hospital Quirón Málaga cuenta con una Unidad de Endocrinología formada por expertos en el estudio de los trastornos hormonales, metabolismo, tratamiento integral de la obesidad y nutrición así como de sus patologías: diabetes, tiroides, glándulas suprarrenales, glándula hipófisis y la patología de la pubertad. Un servicio que destaca además por su Programa de Educación Nutricional para Obesidad y Diabetes y el Programa de Nutrición y Actividad Física (NUAF) Individualizado que permiten perder peso de una forma saludable y mantenerlo a lo largo del tiempo evitando pérdidas bruscas y reganancias rápidas.




Ana Hidalgo

2 comentarios:

  1. Hola Ana, procuraremos dar saltos de alegría para que estro no suceda.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Eso, saltos pero de alegría, que además de bajar calorías, estaremos contentas jajajaja
    Besos

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario o tu testimonio. Esto da vida y anima mi blog. Os ruego que os identifiquéis con vuestro nombre o con vuestro nick, porque me gusta saber con quien estoy hablando.
NO PUBLICARÉ COMENTARIOS ANÓNIMOS.
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

copyrigth info