sábado, 16 de octubre de 2010

Caminar es bueno para preservar la memoria


Pasear a menudo, un placer gratuito que puede ejercitarse tanto en la ciudad como en el campo, podría ayudar a conservar la memoria en edades avanzadas y a prevenir trastornos como el Alzheimer y otras clases de demencia.

Así se desprende de un nuevo estudio, que ha encontrado que las personas mayores de 65 años que caminan más de nueve y kilómetros y medio a la semana presentan un menor porcentaje de atrofia cerebral, además de una menor tasa tanto de demencias graves como de trastornos cognitivos leves.

El tejido cerebral se deteriora con la edad y el volumen de la materia gris se va reduciendo. La pérdida de las capacidades cognitivas suele ir acompañada de atrofia cerebral, o reducción del volumen. Según el nuevo estudio, que publica la revista 'Neurology', los voluntarios que no desarrollaron demencias caminaban más y habían perdido, por regla general, menos volumen en los lóbulos temporal y prefontal, incluidas regiones relacionadas con la memoria y la demencia, como el hipocampo y la corteza endorrinal.

El efecto beneficioso sólo es detectable estadísticamente cuando se considera a las personas que caminan
"distancias relativamente grandes", advierten los autores. En concreto, entre 9,6 kilómetros y 14,5 kilómetros a la semana.

En todo caso, los investigadores reconocen que su estudio presenta varios problemas, empezando por uno evidente: "Queda la posibilidad de que andar menos sea resultado de una salud endeble", la cual aumentaría, a su vez, las posibilidades de perder volumen cerebral y desarrollar demencias.

Seguimiento cercano
Por otra parte, señalan también lo que consideran "fortalezas" de su estudio: la gran cantidad de voluntarios, un seguimiento cercano de los mismos durante 13 años y un diagnóstico clínico de las demencias y problemas asociados.


De un modo u otro, los resultados coinciden con los de otras investigaciones anteriores y las recomendaciones de los expertos: "El ejercicio físico segrega serotonina y otros neurotransmisores que protegen al cerebro", comenta a ELMUNDO.es Juan Antonio Hernández Tamames, director del laboratorio de Neuroimagen de la Fundación Reina Sofía-Fundación CIEN.

"Todo lo que es bueno para el corazón, es bueno para el cerebro", insiste este especialista, quien recuerda que cuidar el sistema cardiovascular beneficia tanto al riego sanguíneo en general como al del cerebro en particular, lo que consigue "que las neuronas estén bien alimentadas".


Ana Hidalgo

2 comentarios:

  1. Hola Ana,soy insuficiente renal. He oído decir que caminar es bueno para esta enfermedad.Es cierto, de qué manera? Gracias

    ResponderEliminar
  2. Hola Martina.
    Por supuesto, que caminar es un ejercicio excelente para la salud. En realidad, cualquier ejercicio de tipo aérobico ( caminar, ir en bicicleta, bailar....) es muy beneficioso para los enfermos renales. Supongo que sabrás que los enfermos renales debido a la diálisis, a la medicación y a la misma enfermedad renal podemos tener problemas en los huesos, cosa que se puede evitar si realizamos actividades físicas un mínimo de tres veces por semana. Y también los enfermos renales tenemos un alto riesgo de padecer problemas de corazón, por lo que el ejercicio es casi imprescindible.
    El caminar a buen ritmo reduce los niveles de colesterol, reduce la hipertensión, fortalece los músculos, nos ayuda a dormir, reduce los riesgos de problemas de corazón y de osteoporosis, te ayuda a mantener un peso estable, entre muchos beneficios más.... en fin, que caminar mejorará tu calidad de vida.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu comentario o tu testimonio. Esto da vida y anima mi blog. Os ruego que os identifiquéis con vuestro nombre o con vuestro nick, porque me gusta saber con quien estoy hablando.
NO PUBLICARÉ COMENTARIOS ANÓNIMOS.
Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

copyrigth info