19 años trasplantada

Hoy, tarde de domingo, tarde de relax, me viene a la memoria el día de mi trasplante; mañana hará 19 años. No recuerdo bien que día era de la semana, pero sé que había estado en el gimnasio y no había hecho demasiado ejercicio porque me encontraba muy cansada. 

Me acosté pronto, pero alrededor de las 12 de la noche, el teléfono sonó. Del susto, di un salto en la cama y me levanté precipitadamente. Cuando me puse al aparato, y me anunciaron que llamaban del hospital pensé que el corazón se me iba a salir por la boca. Desde ese momento hasta que llegué al hospital, cerca de la 1 de la madrugada, iba como en trance, no recuerdo nada.

Luego, la tensa y dura espera, junto a otro posible receptor, para saber quien sería el afortunado. Al final fue para mi, y después de una diálisis, preparación y pruebas, me hicieron el trasplante.

Fue una operación larga, puesto que intentaron colocarme el riñón en el abdomen, como normalmente hacen, pero lo tenía muy tocado de antiguas operaciones ( dos de ellas dos trasplantes anteriores). Así que me lo pusieron en su sitio, en la zona lumbar que es más difícil de colocar. Y para colmo, me tardó 21 días en funcionar...pero todo sufrimiento valió la pena.

Desde aquí mando ánimos a todos los que esperáis ser trasplantados...ánimos y mucha paciencia.


Ana Hidalgo



Comentarios

Entradas populares de este blog

Filtrado glomerular

El prurito (picor) en la enfermedad renal

Entrevista a unos riñones deteriorados (con I.R.C.)