Entradas

Conexión Catéter diálisis peritoneal

 Carmen Castro, enferma renal en tratamiento de diálisis peritoneal con máquina cicladora, ha publicado en su Instagram, @mienfermedadrenal   , un vídeo donde muestra como se conecta, además nos explica perfectamente la manera correcta de hacerlo.  Gracias, Carmen, por tus aportaciones en Instagram.  Este vídeo es muy importante, aquí os enseño cómo me conecto con mi catéter peritoneal. En este caso, de mi máquina cicladora,  pero también lo hacía igual cuando estaba en manual con las bolsas. ¿Por que están importante? ¡Porque la “entrada” hacia nuestro peritoneo está abierta! Es el único momento (junto con la desconexión) en el que le puede entrar algo indeseado a nuestro peritoneo directamente. El peritoneo no tiene defensas, como por ejemplo los ojos, la piel y la boca. Entonces, cualquier molécula nos puede causar grandes problemas, como una peritonitis. 😔 La conexión la tenemos que hacer con máxima higiene, en mi caso, según recomendación de mi enfermera, un doble lavado de manos

Día 11 de Marzo, Día Mundial del Riñón

Imagen
                 El Día 11 de Marzo es el Día Mundial del Riñón y este año el lema es "Viviendo bien con enfermedad renal".  La Sociedad Española de Nefrología (S.E.N.), como cada año, intenta concienciar a las personas en el cuidado y la prevención, para evitar que siga aumentando de manera considerable las cifras de personas que padecen una enfermedad renal. Este año han grabado un vídeo con pacientes renales y personas famosas que adoptan hábitos saludables para cuidar sus riñones.  Nota de prensa de S.E.N https://www.senefro.org/contents/webstructure/comunicacion/255_NdPDiaMundialRin_on_04032021.pdf ¿Y tú? ¿Qué haces para cuidar tus riñones?  Ana Hidalgo 

Bañarse con un catéter de diálisis peritoneal es posible

Imagen
Bolsa de ostomía para bañarse en el mar Sobre este aspecto hay poca información. Los enfermos en diálisis peritoneal estamos tan  acostumbrados a privarnos de cosas que a veces ni nos planteamos que podemos disfrutar de un baño en el mar. No hay ningún problema para bañarse en el mar o en piscina privada clorada (no en ríos o lagos ni por supuesto en aguas estancadas) si tienes implantado un catéter de  diálisis peritoneal.   El nefrólogo me hizo una receta de la Seguridad Social: Bolsas de ostomía de Amarys Óptima de  Braun. El catéter queda dentro de la bolsa que queda pegada al cuerpo y reforzada con un anillo  protector también adhesivo. Me recomendó, eso sí, que nada más salir del baño, retirara la bolsa y  la secara cuidosamente con gasa estéril, preferentemente, (o una toalla limpia) orificio y alrededores.  En la caja vienen 30 bolsas y con la receta su precio oscila sobre los 4,50 euros. De todas formas,  os recomiendo siempre consultar con vuestro nefrólogo.  Las bolsas, en e

Porta-catéter para Diálisis Peritoneal. Una idea genial de Mimatucateter

Imagen
                                   La idea de crear el primer modelo de portacatéter surgió porque mi hermana, desafortunadamente, entraba en diálisis peritoneal. Cuando vi los porta catetéres disponibles en el mercado quise diseñar uno especial para ella que fuera alegre, con telas agradables y vistosas, cómodo y útil para su nueva situación. A ella le encantó  y en el Hospital, durante el entrenamiento, gustaron mucho a los profesionales del servicio de nefrología. Fui animándome a diseñar más modelos, compré telas diferentes y probé con ella si eran funcionales y prácticos.  Los que os presentamos son: ✔️fáciles de poner y quitar. ✔️se adaptan a la medida de la circunferencia abdominal ya que van provistos de una goma elástica muy suave, a fin de que sujete pero no oprima. ✔️se realizan a mano y a medida en tela de algodón 100% para mayor confort. ✔️van provistos de tres botones para mejor ajuste. ✔️no se mueve en absoluto, son especialmente cómodos para dormir. ✔️se pueden llevar t

Filetes de lomo de cerdo al limón 🍋 (para 1 persona)

Imagen
Marta y Paloma son dos hermanas, enfermera y enferma renal respectivamente, que además de diseñar y crear portacatéteres de Diálisis peritoneal muy bonitos y divertidos, también han comenzado a publicar recetas. Al final de la receta os dejo los enlaces para que podáis seguirlas. Gracias, chicas, por vuestra colaboración.  Hoy compartimos una receta fácil de hacer y que queda muy sabrosa. Esperamos que os guste y os ayude a llevar mejor la dieta.   Ingredientes: ✔️2 filetes de lomo de cerdo fresco  ✔️zumo de medio limón  ✔️tomillo fresco  ✔️media cebolla 🧅pequeña o cebollitas francesas  ✔️harina  ✔️aceite  ✔️pimienta   ✔️un poquito de agua mezclada con vino blanco. Preparación.  Corta la cebolla (puedes usar cebollitas francesas) en tiras finas. 👉Recuerda que hay que tener cuidado con el potasio, y aplicar la técnica del remojo 💦 en abundante agua,  de 4 a 6  horas con al menos 2 cambios de agua. Si utilizas cebolla congelada, puede someterse el producto a remojo y/o a una cocción n

Testimonio: No tengas miedo al miedo. Por Lola Molina

Imagen
Y cuando llega el momento… lo sabes. Sí, lo sabes. De alguna manera, inexplicable, tu cuerpo, tu mente, tu espíritu, lo saben.  Con cuarenta y seis años, tres hijos, un trabajo al que le había dedicado dieciocho años… Años de miles de kilómetros, de cientos de personas distintas, de decenas de ciudades. De compañeros, jefes, clientes, empresas. Hay un día que te levantas y sabes que es el momento de dar un giro. Durante meses estuve nadando entre las dudas y el miedo. Hacía tiempo que sabía que mi enfermedad seguía progresando y no iba a darme una tregua. Era el día. Y la hora. Estaba dispuesta pero no estaba preparada. No sé si alguna vez se está del todo preparado para decir adiós a tu vida tal y como la conoces, tal y como la has construido y saltar a lo desconocido. Aún más, sabiendo que te lanzas de cabeza a afrontar tus nuevos límites y dispuesta a descubrir sus nuevas fronteras. Mucho miedito.  La enfermedad renal crónica tiene luces y sombras. Me considero afortunada por tener

Testimonio: La principal incertidumbre de un trasplantado ¿Cuánto me va a durar el trasplante?

Imagen
Orlando con sus sobrinas A mediados de 1987, en la Ciudad de México Distrito Federal, fue la fecha en que me realizaron el trasplante, con los ánimos, miedos e incertidumbre a lo más que da.  A la edad de 10 años estaba preparado para entrar al quirófano, previamente antes fueron seis meses de muchos estudios, mucha preparación psicológica y física por parte de mi donador (mi papá) y yo, una persona de tan solo pasado el metro de estatura, anémico a no más poder, y con la enfermedad en etapa terminal, al límite de entrar a hemodiálisis, pero que se hizo todo el esfuerzo a una carrera maratónica por no pasar por esa etapa; mucho más de dolor que un tratamiento que a tientas pueda servir para seguir viviendo, así fue, pude lograr ese cometido no pasar por ese tratamiento en que uno sufre bastante. A unos días de trasplantado, ya con mejores ánimos, con mucho más energía, con apetito a no más poder por los corticoides a dosis de elefante, proseguía el peor temor de cualquier trasplantado: